3 Essential oils

  • 11:06
  • By Elvira -Imelda y sus zapatos-
  • 9 Comments

A este paso, os voy a desvelar todos mis secretos de belleza... :)

En este caso os voy a hablar de tres aceites esenciales que forman parte de mi rutina de belleza. 

Como ya os he contado en muchas ocasiones, la naturaleza no me ha dotado de una piel fácil de tratar... sino que, por el contrario, soy víctima de una piel con exceso de grasa, poros dilatados (aunque los voy controlando) y apariciones esporádicas de granitos que me recuerdan el acné que sufrí años atras. Eso sí, ni rastro de arruguitas...

Para el contorno de ojos, desde hace más de un año, sólo me aplico aceite de rosa mosqueta.

La Rosa mosqueta (Rosa rubiginosa Affinis) es un arbusto del bosque que pertenece a la familia de las rosas que crece sobre todo en la parte andina del sur de Chile. Las semillas producen un aceite con un alto porcentaje de ácidos grasos poliinsaturados.

Las semillas de rosa mosqueta son recogidas y procesadas para extraer el aceite de rosa mosqueta puro, una ácidos grasos poliinsaturados esenciales que contienen alta concentración de vitamina C que proporcionan notables efectos de rejuvenecimiento de los tejidos y ayuda a prevenir el envejecimiento prematuro de la piel.

Beneficios del Aceite de Rosa Mosqueta:
  • Reduce las arrugas y los signos de envejecimiento prematuro. También ayuda a contrarrestar los efectos de sequía del sol que generalmente se notan por primera vez en las arrugas finas o “patas de gallo” alrededor de los ojos y la boca.
  • Atenúa cicatrices (quirúrgicas y accidentales) y mejora el color de las mismas (es decir, reduce el enrojecimiento o hiperpigmentación). También evita la formación del tipo de cicatriz queloide (masa), que puede aparecer después de procedimientos quirúrgicos y ayuda a hacer menos visibles las cicatrices dejadas por el acné o varicela.
  • Provee excelentes resultados en el tratamiento de la piel que ha sido quemada o expuesta a radioterapia.

En concreto, yo utilizo el aceite de la marca ACOFARDERM y me va genial.



Por la mañana y por la noche, con sólo un par de gotas es suficiente. Antes de aplicármelo, lo trabajo un poco con los dedos para calentarlo y luego lo aplico con ligeros toques por la zona del contorno, sin acercarme demasiado a los ojos e insistiendo, sobre todo, en la zona de las "patas de gallo". 
Los resultados son espectaculares, no tengo ni una arruguita... ni siquiera se me marcan mucho cuando me río y noto mi piel fantástica, elástica, hidratada... es una maravilla

Lo he recomendado a todas mis amigas e, incluso, mi madre lo utiliza y ¡está encantada!

Este aceite también lo utilizo para mejorar las pequeñas cicatrices que me han dejado los brotes de acné sufridos. Aunque no me lo aplico todas las noches, porque al tener la piel grasa podría tener un efecto rebote desastroso... no hay que olvidarse que es aceite...

Lo mejor, su precio: no pasa de los 10 euros y, al necesitar tan poco producto, me dura muchísimo,  más de 6 meses. 

Para esos granos esporádicos (si ya estamos hablando de brotes de acné, lo mejor es acudir a un dermatólogo) mi mejor remedio ha sido, sin duda, el aceite del árbol del té porque los hace desaparecer en una noche.

El aceite del árbol del té se obtiene por destilación de las hojas de Melaleuca altenifolia. Se considera que el aceite de árbol del té tiene propiedades antisépticas y se ha usado para prevenir y tratar infecciones dadas sus propiedades antimicrobianas.

Beneficios del aceite del árbol del té.

·    Refuerza el sistema inmunitario dado que combate virus, hongos y bacterias. Es un antiséptico por excelencia. .
·        Antiviral: gripes, catarros, bronquitis, fiebre, sinusitis, dolor de oídos y garganta.
·    Problemas de la piel: Se lo utiliza en tratamientos contra el acné, abscesos, forúnculos (carbunco), dermatitis, herpes y eczemas. Disminuye el pus en heridas infectadas.
·        Tiene efectos cicatrizantes por su poder antibiótico y se lo utiliza en casos de quemaduras, lastimaduras, produce alivio en casos de picaduras de insectos, culebrilla y varicela.
·        Desinfectante. Antiséptico. Útil en casos de gingivitis, placa, mal aliento, encías inflamadas, aftas o llagas bucales.
·        Antiinflamatorio: se utiliza en casos de artritis y gota.
·        Verrugas.
·        Antimicótico: indicado para el pie de atleta, hongos debajo de las uñas o verrugas plantares.
·    Regula la actividad de las glándulas sebáceas. Eficaz en el cuero cabelludo irritado, con caspa y en tratamiento de pediculosis. 

Además de aplicarlo directamente (una gota mínima) en la zona del granito justo antes de acostarme, he encontrado  una "receta" y, además,  me he hecho mi propio aceite corporal de árbol del té.

Es la siguiente: con una base de aceite de almendras, 50 ml. aproximadamente,  le añadiremos 50 gotas de aceite esencial del árbol del té puro. Si lo deseamos, podemos enriquecer y cambiar el olor de esta mezcla, dado que este aceite esencial tiene un peculiar aroma alcanforado y medicinal (aunque a mí me encanta). 
También podemos añadirle otras esencias antisépticas con lo que conseguiremos un agradable olor y dotaremos de más propiedades a la mezcla.Para estos casos se aconseja poner sólo 25 gotas de árbol del té y las otras 25 restantes repartirlas proporcionalmente a nuestro gusto entre limón, pachulí, tomillo y lavanda. 
Con este aceite, se consigue una notable mejoría en problemas dermatológicos como los granitos, acné corporal, etc. y la piel está muchísimo más saludable. A mí me encanta aplicármelo tras la ducha, los días que hago deporte.

Por último, para las que teneis la piel grasa, os recomiendo la loción hidratante purificante de árbol de té de The Body Shop. Está especialmente indicada para pieles grasas y controla el exceso de sebo y los brillos de una forma fenomenal... y lo mejor, cuesta 9 euros.



Por último, pero no por ello menos importante, el tercer aceite en mi vida es el aceite de argán.

Conocido como " el Árbol de Vida ", este árbol espinoso (argania spinosa) se encuentra exclusivamente en el sudoeste de Marruecos. La peculiaridad de este árbol, es la enorme vitalidad que tiene y su capacidad para crecer en zonas desérticas, bajo unas condiciones durísimas.
Del hueso de su fruto, se extraen  las semillas. Con el prensado manual de éstas, nace el auténtico aceite de argán marroquí. Se necesita un día entero de duro trabajo para poder extraer un solo litro de este “oro líquido”. Es un poderoso anti-edad, antioxidante y hidratante natural; disminuye las arrugas y dota de mucha elasticidad a la piel . Contiene tres veces más vitamina E que cualquier otro aceite y está compuesto de hasta un 80 % de los ácidos esenciales grasos. Apto para todo tipo de pieles, puede ayudar en problemas de acné, soriasis y eczemas en la piel.

Beneficios del aceite de argán
  1. Poderoso efecto anti-edad y antiarrugas natural
  2. Retrasa el envejecimiento cutáneo
  3. Efecto regenerativo  de las células
  4. Aporta hidratación y  elasticidad a  la piel, dotándola de más vida
  5. Estimula la oxigenación de la piel
  6. Tratamiento contra irritaciones cutáneas como el acné, eczema, estrías, quemaduras, psoriasis
  7. Favorable para pieles grasas
  8. Neutraliza los radicales libres
  9. Protección de la piel ante las agresiones externas
  10. Tratamiento contra las estrías y la flacidez de la piel
  11. Reestructura y endurece las uñas
  12. Fortalece el cabello
  13. Nutre y revitaliza el cuero cabelludo
Si bien sus propiedades para la piel son excelentes, yo lo uso, especialmente, para el pelo. Lo descubrí gracias a un tratamiento corporal a base de aceite de argán que me hice en el Spa donde pasamos las Navidades. 
La chica que me atendió en la cabina, aparte de dar unos masajes espectaculares, me recomendó que lo aplicase no sólo en el cuerpo sino también en el pelo. De hecho, lo probé ese mismo día y el resultado fue espectacular.

De hecho, ya sabeis que el aceite de argán es el ingrediente principal del producto capilar más de moda para las famosas...

Yo tengo el aceite esencial puro y hay dos formas de utilizarlo: 

Como una mascarilla pre-lavado, aplicándolo un par de horas antes de lavar la cabeza o como tratamiento post-lavado, en el que se aplica una vez lavado el pelo. 
El aceite de argán funciona mejor cuando se aplica sobre el cabello limpio, porque la acumulación de suciedad o grasa se traducirá en pelo más difícil.
Hay que secar el pelo suavemente con una toalla para que no se enrede mucho y sin dejar exceso de agua. El cabello debe estar húmedo cuando se usa el aceite de argán. Se vierte un poco de aceite en la palma de la mano, la cantidad es suficiente con el tamaño de una moneda, y se masajea el pelo con las manos.
La cantidad de aceite que necesitas puede variar dependiendo de la longitud y la condición de tu cabello. 

Yo, personalmente, en post-lavado sólo lo aplico de medios a puntas; porque, aunque no deja sensación grasa, mejor no tentar a la suerte ;)

Un secreto: Usar aceite de argán antes de teñir tu pelo puede extender la duración del tinte y además lo proteges de la agresión química.

De los tres aceites, este fue el más caro... pero sólo en apariencia. Dado que me costó 22 euros una lata monísima de 100 ml. (los envases de los otros aceites no superan los 15/20 ml) que me va a cundir años...

Un besazo y espero que os haya gustado el post,
Imelda




You Might Also Like

9 comentarios

  1. El de rosa mosqueta voy mañana a la farmacia para cogerla para aplicarmelo en una cicatriz que tengo de una mordedura de perro :) Muchas gracias por el post que me ha servido de gran ayuda!

    ResponderEliminar
  2. yo soy muy desastre para cuidarme... desde hace un año o así he empezado a cuidarme un poco más pero tampoco te creas que soy muy constante... y eso que te estoy hablando de limpieza básica de la cara, y de cremas hidratantes!!!
    así que admiro a las que sois capaces de cuidaros tanto y ser tan constantes. Yo no creo que nunca lo pueda llegar a ser, casi ni por obligación

    ResponderEliminar
  3. Me ha encantado el post, la rosa mosqueta la tengo muerta de risa esta misma noche me la empiezo a aplicar, yo como el comentario anterior he empezado hace poco a cuidarme la cara ya q soy poco constante y nunca me he gastado dinero en cremas, pero ahora me pasa com a ti me aparecen granitos, los poros, debido a que me tengo que maquillar diariamente y a las hormonas por q siempre te dicen que es un problema hormonal..asi que lo del aceite de árbol de te, lo necesito ya!!! donde lo has comprado en un herbolario??? un beso

    ResponderEliminar
  4. Yo he empezado a utilizar el aceite de rosa mosqueta para minimizar una cicatriz y cierto es que funciona.

    ResponderEliminar
  5. Qué buen post! Cómo te lo curras! Yo el de rosa de mosqueta lo mezclo en el body milk, siempre me había dado mieso usarlo en la cara directamente. Probaré! El de arbol de te no lo habia oido en la vida. Yo tengo la piel más menos como tu y encima deshidratada! O sea lo peor,lo que es bueno para una cosa es malo para otra...En Oviedo cerraron TheBodyShop verdad?
    Y el de Argán me encanta! Uso Oro Fluido para el pelo, pero tenía ganas de probar el puro que seguro que dura más, donde lo compras?
    Graciassss

    ResponderEliminar
  6. Sonia: el aceite del árbol del té lo compré en un herbolario; aunque en las parafarmacias también lo podeis encontrar (sobre 6 euros me costó).
    Eva: el aceite de argán me lo compré en el Spa; pero al hacer el post encontré un monton de webs que lo venden. La que más me gustó fue: www.arganpure.es
    Inma: si yo tuviera tu piel perfecta, tampoco me preocupaba tanto ;)

    Un besazo a todas y gracias por comentar!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Imelda, ire a comprarmelo q estoy de los granitos hasta el gorro, parece que tengo 15 años jejeje ya te contare que tal, besos

      Eliminar
    2. Gracias Guapa! Voy a echar un ojo.

      Eliminar

Todo lo que digas me interesa, deja un comentario!!